“Huerta Niño ayuda a combatir la malnutrición infantil de una manera divertida y pedagógica y con una perspectiva distinta”

 

Inés Kracht es miembro de Molinos Río de la Plata S.A., una de las empresas donantes que nos ayudan a llevar adelante distintos proyectos de huerta.
Nos cuenta por qué decidieron ser donantes de nuestra fundación y cómo viven la experiencia de ser parte de la organización ¡Gracias Inés!

Vos también podés ayudarnos! Juntos, sigamos sembrando futuro! 

¡Sé Parte!

DONÁ AHORA

DONÁ AHORA

Mi nombre es Inés Kracht. Tengo 31 años y soy donante de la Fundación Huerta Niño. Desde Molinos empezamos con una relación que, por suerte, lleva varios años trabajando juntos y arrancamos porque tenemos el mismo eje de trabajo que es fomentar una alimentación saludable. Muchos de los chicos que hoy padecen malnutrición no son conscientes del tipo de alimento que ingieren. Muchas veces tiene que ver con una falta de información y muchas otras con una falta de posibilidades. El trabajo que hace Huerta Niño ayuda a que se pueda combatir esta malnutrición de una manera divertida, pedagógica y desde una perspectiva distinta. Creo que el mayor impacto que tiene en los chicos es poder darle una oportunidad de estar en contacto con la tierra y de ver todo el proceso que tiene una huerta, que es tan valioso y que enriquece tanto a nuestros chicos. Me gustaría que Huerta Niño creciera como viene creciendo, con cuidado, prestando atención a cada uno de los proyectos, dándoles seguimientos; teniendo la misma paciencia que la naturaleza tiene con nosotros. Que de esa manera siga creciendo a lo largo del tiempo Huerta Niño y que cada chico que padece malnutrición tenga la oportunidad de poder aprender cómo hacer una huerta y a la vez tener el soporte de una institución atrás como es Huerta Niño que nos tiene tanta paciencia también. Ellos están ahí para dar su aporte y esa es la manera de crecer conscientemente. El principal capital que le falta a la fundación para poder crecer es el económico porque el humano lo tienen, hay mucha gente dispuesta a ayudar desde distintos lugares y esta bueno seguir ayudando a la fundación así pueden expandirse.

 

 Si formas parte de alguna empresa y estás pensando a que ONG apoyar, te recomiendo que lo hagas a Huerta Niño por la calidad de gente que hay atrás, porque es una ONG que crece de a poquito, porque su infraestructura es justo a su medida y está bueno saber que gran parte de lo que destines a Huerta Niño va a ir a la construcción de huertas y a su mantenimiento. A los demás, les diría que se sumen que la causa está buena, que hay gente muy buena atrás, constante y perseverante. Les diría que se sumen y ayuden.

Hoy es el momento de colaborar con el futuro de los chicos. ¡SUMATE!